Sri. Aurobindo, padre del yoga moderno

 “El yoga integral se funda en la comprensión de la vida como una entidad que se auto-perfecciona, un yoga de la Naturaleza que busca manifestar a Dios dentro de sí mismo”

Extraído de “Letters of Sri. Aurobindo”, pág, 20

Al Maestro Aurobindo se lo considera el padre del yoga moderno. Logró integrar aspectos filosóficos del yoga y del hinduismo védico y los sintetizó creando el yoga integral, para que todos pudieran practicarlo.

Antiguamente, el yoga obligaba a sus adeptos a separarse de sus familiares y amigos y les exigía cumplir rigurosas costumbres ascéticas.

Este poeta y filósofo indio no se hizo discípulo de ningún Maestro, ni buscó la soledad para alcanzar su alto grado de espiritualidad. Fue en cambio un acontecimiento místico en su vida lo que marcó definitivamente su destino: en una ocasión un asceta yóguico (monje errante) pasó por su casa pidiendo comida, como era costumbre de la época. Barin, hermano de Sri Aurobindo se hallaba en ese momento gravemente enfermo. El monje pidió a Aurobindo un vaso de agua y, luego de hacer ciertas señales y de decir palabras en voz baja, se lo dio a beber al hermano. A los cinco minutos, Barin había recuperado la salud.

Este hecho maravilloso hizo que Aurobindo comenzara a experimentar radicales cambios de consciencia y experiencias poderosas.

Durante seis años escribió varios libros, completó su síntesis del yoga antiguo y conoció a quien sería su principal discípula, Madame Mirra Richard (“la Madre”). Ella concretó su proyecto “Auroville” o ciudad de la aurora, pensada como la ciudad de la unidad humana, ya que Aurobindo falleció en 1950 y Auroville fue inaugurada recién el 28 de febrero de 1968.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.