Yoga para niños

Las prácticas de yoga a temprana edad ayudan a corregir vicios posturales, tonificar los músculos y flexibilizar la columna vertebral generando un cuerpo equilibrado y un esqueleto sano.

A medida que el niño crece las prácticas de yoga aumentan sus capacidades de aprendizaje. Una ejercitación habitual ayuda al crecimiento canalizando y dirigiendo sus energías de una manera constructiva. Bajo su influencia los niños se tranquilizan, prestan más atención y son más perseverantes.

El yoga puede abordarse como una actividad lúdica y enriquecedora a la vez. Los niños practican posturas casi sin darse cuenta mientras juegan y por lo general los adultos les dicen “nene quédate quieto” en lugar de estimularlos.

Practicar yoga a una edad temprana favorece a la formación de un cuerpo ágil y flexible en la adultez.

Incursionar en yoga los ayuda a desarrollar la capacidad de concentración, memoria y razonamiento que favorecerá su rendimiento escolar.

Si bien los niños no suelen contracturarse como los adultos, a veces se encuentran afectados bajo las presiones del medio ambiente y pueden llegar a estresarse, tener dificultades para dormir o sufrir de terrores nocturnos. Esta disciplina los ayuda a manejar los miedos y la angustia por medio de la respiración y de técnicas de relajación. Las posturas invertidas como el paro de hombros y el arado son ideales para los niños porque los ayuda a incrementar su propia valía.

Hoy en día disciplinas como yoga o tai-chi deberían enseñarse en las escuelas dado que estas enseñanzas brindan un carácter apacible. La edad ideal para comenzar con las prácticas de yoga es entre 5 y 6 años.

Los problemas de violencia y droga que existen entre los estudiantes de distintos colegios y países en el mundo podrían suprimirse si las autoridades reconocieran oficialmente el yoga y lo aplicaran en los programas de educación como una materia más a cursar.

Desde India, el Maestro Mundial espiritual Sathya Sai Baba imparte sus enseñanzas a los jóvenes para que lleven vidas llenas de propósito y moralidad. Él confiere una primordial importancia a la educación correcta. Ha establecido un sistema educativo modelo que incluye jardines de infantes, escuelas primarias, secundarias y una acreditada universidad que ofrece títulos pre-graduatorios, Maestrías y Doctorados.

Pero lo más importante de éste objetivo de excelencia académica es que el programa incluye “Educación en valores humanos”, está diseñado para fomentar la auto-disciplina y una conducta proclive a lo social.

Sus enseñanzas se basan en 5 valores humanos básicos universales y fundamentales para toda cultura: el Amor, la Verdad, la Paz, la Rectitud y la No-violencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.